Cuestión de métricas

Un hombre que ha abierto más libros que piernas puede, fácilmente, lograr abrirme las mías. Un poema al azar (o sutilmente escogido), las citas del Principito, alguna que otra página de Rayuela o, en última instancia, un libro de poetas griegos son –he de admitirlo- mis armas de destrucción masiva. Un buen texto es el... Leer más →

Anuncios

Cabeza de zanahoria

Y viene un libro -por enésima vez- a sacarme los colores. Vuelve a ser la poesía quien me exprime. Me recoje del piso los recuerdos y, de a poquito, los va poniendo bien juntos (como si de un rompecabezas se tratase) en lo que el proyector repasa una y otra vez las memorias. Es cierto,... Leer más →

Poema/quiz

Y yo... que a veces cierro los ojos para no ver las letras, que -como diría un amigo- me hago hemodiálisis del alma en ellas, les comparto los versos de un hombre eterno, que no por muerto deja de estar vivo. Uno del Wichy este jueves... que aunque no sea miércoles, cada día es perfecto... Leer más →

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑