Según  Clarín, hoy murió Daniel Rabinovich, uno de los miembros de Les Luthiers. Con 71 años dejó los teatros y subió (o bajó) con aquellos a los que durante tanto tiempo hizo llorar de la risa.
¿Quién sabe? Quizás sea cierto eso de que los buenos (se) van primero.

De lo que sí estoy segura es de que se nos fue un hacedor de alegrías. Se nos esfumó el viejito simpático que nos hacía soltar las carcajadas con los cuentos de su amigo de Mastropiero y aquel que hizo del humor un templo. Porque eso sí… los Les Luthiers son un culto en lo referente a la risa sana.

Una triste noticia la de su partida… hoy, en un mundo que anda lleno de guerras, de políticos corruptos (perdón por la redundancia) y mil miserias más, va a brillar en el planeta una sonrisa menos.

Anuncios