La deuda eterna

Le debo a Maikel un tercio de mi vida… le debo la poesía.

Él fue quien, con esa gigantesca sensibilidad que lo caracteriza, me presentó a los poetas antiguos.
Yo tendría apenas unos 12 ó 13 años cuando comenzamos la tradición: al menos 2 veces a la semana nos escabullíamos del mundo y, mientras él apoyaba su cabeza en mi regazo, yo comenzaba a leer, en voz alta, aquellos poemas que él me presentaba.

Maikel se aparecía cada semana con un libro nuevo y, felices, llenábamos de versos las sábanas de mi cama. Yo, que además de doctora coqueteaba con la idea de ser actriz, impregnaba de emoción cada palabra y él sonreía con esa capacidad tan suya de abrazar con la mirada.

Siempre existió una enorme complicidad entre aquel muchacho que quería ser maestro y la que hoy les escribe que, por aquellas épocas, quería estudiar medicina para curar los dolores de su abuelita. En la actualidad, afortunadamente, esa amistad se mantiene… aunque él no es maestro y yo, definitivamente, no tengo nada que ver con las jeringuillas.

Maikel es, sin duda alguna, uno de esos pocos hombres buenos que aún existen. Y yo le debo. Le debo al hombre que cambió el magisterio por las leyes, la poesía.
¿Alguien me explica cómo se salda esa deuda?

14 comentarios sobre “La deuda eterna

Agrega el tuyo

  1. Opino que eso no son deudas. Habéis creado unos lazos tan fuertes que sois uno, como si fueseis un apéndice de vuestros cuerpo. Y posiblemente tú le habrás aportado a la otra parte lo mismo. Quid pro quo
    Esa complicidad, esa amistad que perdura a pesar de los años es algo mágico.
    Te felicito por ello
    Ana

  2. si lo averiguas me dices como se paga dicha deuda porque yo ya estoy en deuda por él, pues gracias a eso tan hermoso que cuentas, nosotros algunos y yo, te podemos leer y la verdad es que la poesía es lo tuyo, llega e impacta en algunos y yo

  3. Marian: Solo hay una manera conocida: tienes que escribir tu libro y regalárselo. Pero si Maikel está más apurado, pues reúne un ramo de post como este y lleváselo. Maikel entenderá mejor el alcance de su acción.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: