Frichuelos

Cocinar, para mí, es uno de los más grandes placeres. Por supuesto, debe serlo si me gusta tanto comer, pensarán ustedes. Y sí niños y niñas… lo es, muchísimo.
Lo que más me gusta hacer es dulces y, no es por nada, pero me escapo. Sé hacer natilla, flan, panetelas, torrejas, pudín, merenguitos y frichuelos (en asturiano original: frixuelos).

¿Que qué son los frichuelos? preguntarán ustedes. Pues un dulce, uno muy parecido a las arepas (¡NO SON AREPAS!). Lleva huevos, harina, vainilla y sal. Sin embargo… el truco… la genialidad de este postre, no es la dificultad que tiene para hacerse sino que, para comerlo, hay que estar rodeado de personas que se quieran. De otra manera no salen bien. Y está probado científicamente, si no hay buen ánimo salen raros. Incomestibles.

Sólo los regalo a personas especiales porque (ya en tiempo de confesiones) es una receta que me legó mi abuelita. Cuando era niña todos los fines de semana me los preparaba, me miraba a los ojos, me sonreía y con la voz cascada por los años, me susurraba al oído que sabían tan ricos porque su ingrediente especial era el cariño… Por eso son tan geniales… porque son sólo para los amigos.

30 comentarios sobre “Frichuelos

Agrega el tuyo

  1. Yo prefiero comer que cocinar la verdad, me sale mejor.

    Iba a sumarme a lo de JotaDé, pero es que no soy muy de dulces, cuando quedéis para una mariscada, o un chuletón, o a una de ibéricos pues ya me avisais 🙂

    A tus pies querida.

      1. Bueno, nos vamos entendiendo, unos espaguetis no están mal, ahí con su quesito gratinado… la lasaña pues mira, ya me hace menos gracia, de primero espaguetis y de segundo unos macarrones con tomate y chorizo.

        De todas formas donde estén unas cigalitas a la plancha y un pulpito a la gallega que se quite la pasta.

        Ahm, que yo de cocinar soy más de albóndigas y tortillas, creo que ya lo dije, a eso no me gana nadie.

      1. Bueno, no es uno muy de casquería, pero para qué pelearnos, quedamos y cada uno que gaste las muelas en lo que guste, por cierto, que callos también sé donde los ponen en condiciones, ¿lacón y mejillones no apetecen??

        Abrazos compañero.

  2. ¿Entonces tu abuela era asturiana (o de ascendencia asturiana)? Porque llamar frixuelos (la x se pronuncia como la sh del inglés más que como la ch del español) o fayuelos a los crêpes es asturiano. Aquí los preparan bastante. No está mal pedirlos de postre. Con compota de manzana van bien, pero yo los prefiero con nata y sirope de chocolate.

    1. Pues sí Gabriel… era asturiana. Y le encantaba hacer este dulce.
      Yo siempre aclaro cuando invito a alguien a comerlos que si los llaman arepas les retiro el plato 😉

    1. Ejem… Watson querido, lamento decepcionarlo, pero los secretos culinarios vienen de familia. No puedo ayudarlo en esta ocasión 😦

  3. En definitiva, soy privilegiada…una delicia el dulce en compañía de este pedacito de mar.Los frichuelos secan todas las lágrimas, incluso, las elevadas a la N 😉

  4. Compartir con quien se quiere. Cocinar para tender un puente. Break bread together. Me ha llegado. Y lo de cocinar tampoco se me da tan mal (aunque no sea tanto de dulces). ¡Vamos! Que daría una mano…

  5. yo también soy privilegiada entonces, como Ny. Me tienes comprada con frichuelos, niña!!! 😀 me muero por volver a comerlos, y eso que los hiciste la semana pasada, justo el día de este post… te quiero, sis

Responder a watsoninlove Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: