Las mujeres se visten para que las miren las otras mujeres; se casan para que las otras mujeres tengan marido; adornan sus casas para asombrar a las otras mujeres. Según Paul Corey, si no existieran las otras mujeres, serían excelentes.

No puedo evitar pensar: Cuanta razón!!

Anuncios